sábado, 22 de noviembre de 2014

Conversando por el arcén.

"El amor no existe, me refiero, a lo largo de tu vida te gustan diferentes personas, pero, ¿el amor acaso no es querer a alguien toda tu vida? No sé, creo que confundimos la palabra amar con querer."
"No, no es así, bueno, no sé, las personas nos enamoramos de una persona, si es que algún día le conocemos, y pasamos toda nuestra vida con esa persona estancada en el cerebro, recordamos todo lo que hicimos con esa persona, pero por unas causas o por otras todo acaba, y aún crees que puedes olvidarle y encontrar otro amor, pero en realidad, lo que haces al estar con otras personas es aprender a acostumbrarte a vivir sin lo que sabes que es el amor de tu vida.
Mucha gente no llega a conocer a esa persona y viven felices porque pueden deshacerse de las personas a las que han querido con facilidad, y así llegan a alguien concreto, pasan su vida juntos y aún cree que está con el amor de su vida, cuando en realidad su verdadera media naranja y esa persona no se conocieron porque la otra persona perdió el tren hace unos años en el que iba y en el que casualmente iban a cruzar miradas, palabras, y al final besos, pero el despertador de aquél chico les jugó una mala pasada. Si no tienes esa suerte, conocerás a la persona de la que te enamores, casualmente te conocerá a ti en vez de a otra persona, te robará el corazón y seguramente esa persona no te amará, solo te querrá, con lo cuál se marchará, y se irá con otra persona de la que a lo mejor se enamora o no, y te dejará a ti con el corazón hecho polvo, con su aliento, su sonrisa, su tacto; todo grabado a fuego en tu mente.
El amor existe, solo hace falta descubrirlo y tener esperanzas de que esa persona sea capaz de descubrirte a ti.
Me da pena la gente que nunca encuentra el amor porque nunca sabrán lo que se siente cuando te enamoras de una mente, son como máquinas capaces de sentir, son de hielo, me dan lástima, pero a la vez lo envidio porque esas personas pueden ser felices independientemente de las personas con las que hayan estado, no se estancan en nadie, solo continúan, quiero ser así de vez en cuando, pero en mi alma llevo un ancla suelta que no para de retenerme en el mismo sitio de siempre..."
"Ah... ¿y si luego te enamoras de otra persona?"
"Entonces la persona de la que creías estar enamorado resulta que no supo enamorarte como tú creías."
"Me lías la cabeza, recuérdame que nunca más salga por ahí contigo."
"¿Pizza o hamburguesa?"
"¿Invitas tú?"
"No."
"Pues hamburguesa."